Ganaderia

Analizaron la aplicación de las leyes ovina y caprina en Entre Ríos

Ambas son herramientas del Gobierno Nacional, para el desarrollo de las economías regionales, destinadas a adecuar y modernizar los sistemas productivos.

La Unidad Ejecutora Provincial (UEP) para la aplicación de las leyes Caprina y Ovina, integrada por el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) junto a organismos nacionales y provinciales realizó una reunión de trabajo interinstitucional en la ciudad de Paraná, provincia de Entre Ríos.

En el encuentro, celebrado en la sede de la Dirección General de Ganadería fueron aprobados ocho proyectos productivos de la Ley Ovina, que representan un total de $1.472.705, entre los cuales se encuentran dos Aportes No Reintegrables (ANR), por un monto total de $357.500.

Por otra parte, los funcionarios y técnicos, junto a representantes de las entidades de productores, evaluaron los criterios a implementar para la distribución de fondos para el ejercicio 2017, además de analizar el manual operativo de la Ley Ovina para mejorar la calidad de trabajo y la ejecución de los recursos dispuestos para el sector. También el pedido de un grupo de productores, que solicitaron la aplicación de acciones específicamente para Brucelosis y también la posibilidad de uso del laboratorio de la Provincia.

En la oportunidad, el presidente de la Unidad Ejecutora Provincial y director general de Ganadería del Ministerio de Producción, Exequiel Alvarenque, sostuvo que “estos encuentros buscan afianzar el trabajo entre todas las organizaciones, para que en conjunto se establezcan las medidas más adecuadas en cada situación planteada”.

Cabe recordar que el Ministerio de Agroindustria de la Nación asignó para la provincia de Entre Ríos para la Ley Ovina $5.396.000, en tanto que para la Ley Caprina $690.000, para la ejecución de proyectos de este año.

El Senasa participa como miembro integrante de la Unidad Ejecutora provincial a través de sus representantes del Centro Regional Entre Ríos. Durante la jornada, el representante del Senasa, Edgardo Churruarín, hizo referencia al funcionamiento de las herramientas que proporcionan ambas leyes a nivel nacional; la articulación interinstitucional; la participación, la situación actual de las Unidades Ejecutoras Provinciales (UEPs) y la aplicación de los manuales operativos.

La Ley Caprina y la Ley Ovina son herramientas que poseen una Coordinación Nacional, una Coordinación Provincial y Unidades Ejecutoras Provinciales (UEPs) integradas por productores, técnicos y funcionarios de las distintas instituciones del estado nacional, provincial y municipal.

Acerca del Autor

Rosario Perriere

Rosario Perriere

Comentar

Click aca para comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Contact Person WhatsApp Mensajes
error: Si reproduce información de este medio, por favor, citar la fuente