Economías Regionales

Exceso de agua y humedad en la huerta

Compartir:

Los problemas más comunes durante los períodos de lluvia o mal tiempo son: el exceso de humedad, y la acumulación de agua en los canteros y/o macetas.

Las lluvias producen excesiva acumulación de agua, lo que significa una amenaza para los cultivos de huerta.

Muchas veces, suceden estos inconvenientes ante una reciente siembra, o con brotes recién en estado de germinación o, cuando el plantín no esta suficientemente apto para resistir estas inclemencias climáticas.
Esto origina la aparición de plagas que aparecen con la humedad como cochinillas, bicho bolita entre otras o, las tan temidas enfermedades como hongos y bacterias, donde oídios, mildiu y roya hacen de las suya.

Cómo prevenir

Para disminuir estos factores causantes debemos prevenir desde el armado de los canteros o preparación de cajones y macetas.

Una manera de atenuar es colocar en la base de cajones y macetas piedras o trozos de ladrillos, a continuación una capa de restos de pastos o rastrojos o trozos de ramas podadas para completar con tierra de buena calidad, junto a algún abono de preparación casera. Esto permitirá que el agua no se estanque y apelmace tanto la tierra y pueda escurrir más. Con respecto al drenaje de las macetas se deberá observar que estos no estén obstruidos.

Otras de las posibilidades es cubrir los cajones o macetas con nylon o material impermeable, evitando así controlar la cantidad de agua que se incorpora al contenedor. Es importante que, cuando las condiciones climáticas mejoren, estos cobertores se retiren para permitir una buena aireación y luminosidad.

Y finalmente, (si estos contenedores se pueden trasladar) cuando las condiciones del clima son adversas se deberán mover a lugares protegidos.

Como dice el dicho… es mejor prevenir que curar.

Fuente: INTA

Compartir:
error: Si reproduce información de este medio, por favor, citar la fuente
WhatsApp chat