Agricultura Destacada

Los rindes del maíz entre los más bajos de los últimos 18 años

Del análisis histórico de los datos históricos del Sistema de Información de la Bolsa de Cereales de Entre Ríos (SIBER) se puede apreciar que a pesar de que la campaña 2017/18 fue la de mayor superficie sembrada, superó en 61.020 ha al promedio del último quinquenio 2012/13 – 2016/17,  el rendimiento provincial fue el segundo más bajo, con una disminución de 1.905 kg/ha con respecto al ciclo anterior y de 1.700 kg/ha si se compara con el promedio del último lustro. El rendimiento provincial anterior más bajo se registró en la campaña 2008/09 con 2.358 kg/ha.
Compartir:

Con respecto a la producción, se observó una caída interanual de 498.925 t., paradojicamente a pesar de haber sido el año con mayor cantidad de hectáreas, los bajos rendimientos ubicaron a la producción en el sexto lugar de importancia de los últimos 18 años.

Según el informe correspondiente a la producción de maíz total en el ciclo agrícola 2017/18 en  Entre Ríos, del SIBER el maíz de primera abarcó el 84 % de la superficie implantada y 89 % de la producción , mientras que el maíz tardío y de segunda, que ocupó el 16 % de la superficie implantada y 11 % de la producción.

La influencia de “La Niña” en los rendimientos 

La campaña de granos gruesos 2017/18 estuvo dominada por un evento “La Niña”. Este escenario se caracteriza generalmente por una disminución de la precipitación, en una región que abarca desde el centro sur de Brasil al sur de la provincia de Buenos Aires.

Para la provincia de Entre Ríos, el promedio de precipitación acumulada normal entre noviembre y marzo se ubica alrededor de 650 mm (promedio estadístico de los últimos 18 años).

En la campaña 2017/18 desde noviembre hasta marzo la precipitación promedio acumulada en Entre Ríos fue de 260 mm. Este déficit hídrico comenzó a manifestarse en noviembre, pero fue en febrero donde la sequía mostró su mayor intensidad.

Es importante destacar que las lluvias acaecidas entre los meses de noviembre y diciembre aportaron el 62 % (160 mm) del total acumulado en estos cinco meses y tuvieron una distribución temporal aceptable.

Por otra parte, a inicios de noviembre la provincia contaba con reservas hídricas calificadas de adecuadas a óptimas, lo cual posibilitó que el maíz alcanzara un rendimiento promedio provincial de 4.534 kg/ha (recordemos que el 84 % del área implantada fue con maíz de primera).

En los últimos 18 años el rendimiento promedio provincial más bajo se registró en el ciclo 2008/09 con 2.358 kg/ha, donde la precipitación acumulada en el bimestre noviembre – diciembre fue de tan solo de 69 mm.

Compartir:
error: Si reproduce información de este medio, por favor, citar la fuente
WhatsApp chat