Lecheria

Los tamberos necesitan créditos blandos para superar una difícil coyuntura

Compartir:

El Presidente de Coninagro, Carlos Iannizzotto, pidió que el Gobierno acompañe al sector lácteo con una línea de financiamiento a tasas bonificadas hasta que pueda recomponer sus márgenes de rentabilidad, afectados por la suba de los costos internos ante precios estancados

A diferencia del impacto positivo que están recibiendo aquellos sectores más enfocados en el negocio exportador, “la devaluación no hizo más que agravar los problemas de competitividad que padecen los tambos, enfocados mayormente en el mercado local, ya que alrededor del 85% de lo producido en el país se destina a la plaza interna”, explicó Iannizzotto.

Además de las tarifas de energía, por la sequía y la devaluación subieron los precios del pellet de maíz, de soja, avena o la pastura, “que representan la mitad de costo de los tambos”.

Un reciente informe del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) detalló que sólo de febrero a abril, la cadena láctea sufrió números negativos en términos de rentabilidad, del orden del 0,1%, 0,2% y 0,3%, respectivamente.

Esa negativa situación “se hizo más crítica en mayo con la devaluación, y la falta de alimentos por la sequía”, explicó Iannizzotto.

Además “como si fuera poco esta mala situación, ahora le inventan impuestos como el que le quieren aplicar a los tamberos de Trenque Lauquen, por la utilización de los caminos rurales”.

Por todo esto, CONINAGRO pidió que el Gobierno “lance una línea de créditos blandos destinado a este sector para pasar este mal momento y que el bueno precio del sector exportador llegue a los tamberos”.

Compartir:
error: Si reproduce información de este medio, por favor, citar la fuente
WhatsApp chat