Agricultura Destacada

El área sembrada con soja en Entre Ríos se ubicaría en 1.150.000 ha

Siembra de soja, dpto. Diamante, Ing. Agr. Martín Arrias.
 El Sistema de Información de Bolsa de Cereales de Entre Ríos (SIBER), destacó que de lograrse estos valores se daría un alza del 9%. Se profundiza la sequía en la provincia. Mapa de reservas hídricas.

La intención de siembra de soja de primera y de segunda para la campaña 2022/23 se ubicaría en 1.150.000 ha, lo que representa un crecimiento interanual del 9 %.

Actualmente, se lleva un avance de siembra del 68 % en soja de primera y un 11 % en las labores de soja de segunda. La situación en ambos casos está condicionada fundamentalmente por la escasa humedad del suelo y en menor medida por avance en la cosecha de trigo.

Según el SIBER, la oleaginosa temprana presentó buenas emergencias y el estado fenológico de las más avanzadas se ubica en V3 (3 hojas totalmente expandidas).

Entre Ríos entre la sequía y las reservas escasas  

“La disponibilidad hídrica se complica. La falta de precipitaciones necesariamente se va traduciendo en un aumento del área en sequía. La humedad que pudo acopiarse durante la primavera a duras penas alcanzó para proveer la floración de los cultivos de invierno, aunque los mismos, en principio, tuvieron mejor suerte que los de las provincias vecinas del oeste”, sostuvo el SIBER.

“La expectativa principal esta puesta en el avance de las siembras de la gruesa, muy condicionadas por la escasez que muestran los perfiles. Independientemente que algunos eventos pluviales estén generando recargas superficiales, el riesgo es muy elevado teniendo en cuenta la muy baja disponibilidad de humedad en el perfil más profundo. En cuanto a los pronósticos, el comienzo de diciembre puede presentar algún alivio parcial, pero lo que se ve desde hoy, es un patrón que impone la persistencia de los faltantes pluviales. Si no media ningún cambio significativo en los próximos días, avanzaremos sobre diciembre con un fuerte atraso en las labores de implantación”, advirtieron.

Según el SIBER “los totales de lluvia que lleva el mes de noviembre son muy pobres. Claramente el resumen del mes no podrá evadir el vasto despliegue de la anomalía negativa. Esta anomalía se expande hacia territorio santafesino y cordobés sobre el oeste y también hacia las zonas agrícolas uruguayas, donde las condiciones hídricas en general son similares a las que se notan en las provincias del centro de la región pampeana. En este momento, las únicas zonas que cuentan con alguna ventaja en términos de humead, se ubican en la zona oriental de Paraguay y en la provincia de Misiones.Las últimas precipitaciones fueron buenas en LP y el oeste bonaerense, pero han servido para corregir atrasos más que para normalizar la humedad de los lotes. De todas maneras, teniendo en cuenta la gran escala dentro de la región pampeana, el sudoeste se presenta con algo más de margen para poder avanzar con las siembras”.

error: Si reproduce información de este medio, por favor, citar la fuente
WhatsApp chat