Actualidad Destacada

La Paz: El Senasa interdictó un establecimiento con posibles signos de rabia paresiante en equinos

En Entre Ríos, el Senasa tomó medidas preventivas necesarias para proteger la salud de las personas que estuvieron en contacto con los animales.
Compartir:

Ante la notificación recibida por parte de un productor del departamento de La Paz, provincia de Entre Ríos, respecto a la detección de signos neurológicos seguidos de muerte en tres equinos de su propiedad, el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) interdictó preventivamente y puso bajo vigilancia oficial el establecimiento.

La notificación, recibida el pasado 8 de enero en el Senasa, manifestó “la aparición de signos neurológicos en tres equinos de trabajo, que murieron hacia fines de diciembre último, junto a la evidencia en los mismos de lesiones compatibles con mordeduras de murciélagos hematófagos”.

Ante esto, el Senasa visitó de manera inmediata el establecimiento, donde se constató el estado sanitario de los animales convivientes, se entrevistó a los encargados y se recorrió el predio en busca de cuevas o refugios de vampiros que pudiesen indicar la sospecha de rabia paresiante.

Dado el estado de descomposición de los animales muertos y el tiempo transcurrido, no se pudo tomar las muestras correspondientes para confirmar o descartar la presencia del virus de la rabia.

El establecimiento se encuentra preventivamente interdictado y bajo vigilancia oficial. Es importante destacar que cualquier novedad sanitaria debe ser informada de manera inmediata.

Si bien hasta el momento no hay confirmación sobre el posible diagnóstico de la enfermedad, dado que el departamento de La Paz se encuentra en el límite de la zona endémica de rabia paresiante y que puede ser transmitida al ser humano, se tomaron las medidas preventivas necesarias para proteger la salud de las personas que estuvieron en contacto con los animales.

En tal sentido, el Senasa recomienda evitar el contacto con animales muertos o con sintomatología nerviosa y en caso de observar signos neurológicos en los animales, dar aviso inmediato a este Organismo a través de la oficina local más cercana, la aplicación móvil Notificaciones Senasa disponible en Play Store o enviando un correo electrónico a notificaciones@senasa.gob.ar

La enfermedad

La rabia paresiante es una enfermedad epidémica y recurrente causada por el virus rábico transmitido por el vampiro común Desmodus rotundus, que afecta principalmente a los bovinos, equinos, con menor frecuencia a otras especies domésticas, al hombre y algunos animales silvestres.

El vampiro, generalmente, se alimenta a no más de 2 o 3 km de su refugio. Al morder al ganado le deja un trozo de alrededor de 5 mm de diámetro por el que lame su sangre. El hombre es una presa alternativa para el vampiro y es atacado cuando no dispone de sus presas preferidas (bovinos, equinos, porcinos, caprinos y grandes herbívoros silvestres como carpinchos, venados, entre otros).

Sintomatología

Los primeros síntomas observados en animales rabiosos consisten en inquietud, falta de apetito, tendencia a aislarse y frecuentes vocalizaciones con un tono de voz diferente al habitual. Luego, se observa depresión, deshidratación y dificultad postural y ambulatoria, principalmente en el tren posterior.

Los animales caen con frecuencia al suelo y se levantan con dificultad, hasta que finalmente quedan postrados en decúbito lateral. Finalmente, aumenta la parálisis y la deshidratación, muriendo por esas causas entre los cinco y los 15 días posteriores al comienzo de los síntomas.

Aviso al Senasa

Como se trata de una enfermedad zoonótica, que se puede transmitir de los animales al hombre, es indispensable que los productores den aviso al Senasa ante la aparición de síntomas sospechosos de la enfermedad en animales o ante la detección de refugios de vampiros. Además, de no tocar a estos animales para disminuir el riesgo de transmisión.

Una vez efectuada la denuncia, el Senasa activa el procedimiento establecido para actuar frente a casos de rabia y determina las medidas sanitarias respectivas. Una de las cuales implica la vacunación del ganado a fin de evitar la propagación del virus y disminuir las pérdidas económicas que pudiera ocasionar la enfermedad.

La denuncia puede realizarse en las oficinas que el Senasa posee a lo largo del territorio nacional, al correo electrónico: notificaciones@senasa.gob.ar o a través de la app Notificaciones Senasa disponible en Play Store desde cualquier celular con internet.

Fuente: SENASA

Compartir:
error: Si reproduce información de este medio, por favor, citar la fuente
WhatsApp chat