Agricultura Destacada

Los cultivos entrerrianos ya evidencian el impacto positivo de las lluvias

Las lluvias que se registraron en la región tuvieron un impacto positivo en los cultivos pero mayormente en la condición general del maíz de primera sembrado en Entre Ríos, fundamentalmente en el suroeste que soportaba un déficit hídrico muy importante. El evento en general podría calificarse como bueno, irregular pero satisfactorio según el Sistema de Información de la Bolsa de Cereales de Entre Ríos (SIBER).
Compartir:

“Por lo pronto, debemos considerar al oportunismo del último evento como lo más favorable y también podemos destacar que las lluvias del sur fueron más generosas hacia el oeste. Niveles de lluvia del orden de 40 mm o superiores para una semana de octubre, es algo que uno puede considerar muy satisfactorio. Pues bien, la semana pasada fue la única que presentó este panorama y así, lo totales pluviales del mes, sólo por sectores reducidos lograron quebrar el techo de los 90 mm”, detallaron desde el SIBER.

El escenario pluvial seguirá siendo “mediocre”

A mediano plazo los técnicos del SIBER anticiparon que “los primeros días de noviembre serán secos, pero se prevé que en la segunda semana del mes reaparezcan las precipitaciones. Tal como sucedió en octubre, potencialmente volverán a aparecer sistemas precipitantes pobres hasta que la atmósfera logre una carga de humedad suficiente que a su vez coincida con un pasaje frontal u otra perturbación. Es lo que pasó durante la semana que estamos relevando. Esto no se ve tan cercano, pero seguramente sucederá en la transición entre quincenas. El escenario pluvial sigue siendo mediocre“.

Aunque las reservas no son satisfactorias, las lluvias fueron oportunas

“El balance hídrico a esta altura de la campaña, podría ser mucho peor si consideramos cual ha sido el patrón dominante de las lluvias en lo que va del año. Del mismo modo que no podemos argumentar que el nivel de reservas es satisfactorio, al menos los aportes de agua han venido llegando con cierto oportunismo, lo cual evita que se afiance la sequía”, evaluaron desde el SIBER.

 “Estamos en una situación difícil pero no extrema”

Según anticiparon “muy posiblemente, la semana próxima las reservas se presentarán escasas en gran parte de la provincia y sobre el norte seguramente la sequía habrá vuelto a ganar terreno. Para el jueves de la semana próxima ya será más claro el panorama respecto de la llegada del próximo auxilio. Esta será una constante en los próximos meses, la mirada de corto y mediano plazo, esperando la próxima lluvia par que las reservas no caigan a niveles de sequía”.

“El comportamiento climático de la escala regional, ha planteado un año pluvial difícil”

“Si tenemos en cuenta que el fenómeno de La Niña ingresa en su periodo de mayor influencia, debemos considerar que un comportamiento pluvial como el de octubre tiene altas chances de repetirse en noviembre. Podrían darse eventos en escala reducida que generen una diferencia positiva, pero a la hora de planificar y tomar decisiones, entendemos que se impone la prudencia, dado que las lluvias normales serán difíciles de alcanzar. Si mantenemos este patrón pluvial, posiblemente no caigamos en niveles de sequía generalizada. Sin embargo, las reservas entre escasas y regulares, serán las que posiblemente dominen el escenario hídrico de esta última parte del año”, pronosticaron.

Impacto de las lluvias en el maíz

A partir de las consultas efectuadas a la red de colaboradores del SIBER determinó la condición general del cultivo que a nivel provincial es la siguiente:

Muy buena 39 %

Buena 55 %

Regular 5 %

Mala 1%

Evolución de la condición del cultivo de maíz de primera en la provincia de Entre Ríos.

“Luego de las precipitaciones se observó un incremento del 17 % en la condición de buena a muy buena” indica el reporte semanal.

El estado fenológico se encuentra entre V4 (cuatro hojas desplegadas) a V8 (ocho hojas desplegadas).

El SIBER sostiene que, como consecuencia del pulso seco, en los lotes se aprecian plantas de escasa altura en relación con la fecha de siembra, heterogeneidad en el tamaño de plantas, problemas en el control de malezas y en la incorporación de los fertilizantes nitrogenados. Actualmente se están continuando con la aplicación fertilizantes nitrogenados, que debido al déficit hídrico se habían postergado.

Cultivo de maíz de primera. A. Dpto. Nogoyá Ing. Agr. Lucas Gonzalez B. Dpto. Paraná Ing. Agr. Mauro Brondi.

Se incrementó la siembra de sorgo 

Sobre la siembra de sorgo, el SIBER sostuvo que, luego de las precipitaciones, se registró un importante incremento en las labores de siembra del cereal, la cual se encontraba detenida, debido a la escasa humedad en los primeros centímetros del suelo.

A la fecha, estiman que a nivel provincial se concretó el 15% (15.000 ha) de la intención de siembra que se ubica alrededor de las 100.000 ha.

Evento de granizo

El viernes 23, con el ingreso del frente frío y las lluvias, se registró la caída de granizo en un pequeño sector ubicado en el distrito María Grande Primera, entre las localidades de Sosa y Tabossi.

El área afectada es de escasa dimensión y los daños reportados hasta el momento oscilan entre el 10 al 50 % en lotes de trigo próximos a ser cosechados.

Compartir:
error: Si reproduce información de este medio, por favor, citar la fuente
WhatsApp chat