Destacada Ganaderia

Jornada ganadera en Ramirez: El futuro incierto de la ganadería, desafíos y oportunidades

En el marco de los festejos de los 70 años de vida de Cooperativa La Ganadera de General Ramirez Ltda. con la participación de más de 400 personas, se llevó a cabo en General Ramírez, una nueva Jornada Ganadera que contó con la disertación del consultor ganadero, Lic. Víctor Tonelli, y de la economista Lic. Silvina Campos Carlés. Además estuvo presente el vicepresidente de Coninagro, Elbio Laucirica.

El Lic. Víctor Tonelli disertó sobre los “Desafíos y oportunidades de la ganadería en un futuro incierto”, en ese contexto analizó los escenarios de la ganadería a nivel nacional e internacional y por su parte Lic. Silvina Campos Carlés, Asesora Económica de Coninagro, presentó el “Informe Económico y Agenda de Gestión y el Semáforo de la Economías Regionales”, que elabora mensualmente la Confederación. Cabe destacar la presencia del vicepresidente de Coninagro, Elbio Laucirica, quien se refirió a las acciones gremiales que se llevan adelante desde la entidad cooperativista.

El vicepresidente de Coninagro, Elbio Laucirica, habló sobre los retos que tiene el organismo como parte de la Mesa de Enlace, pero inicialmente destacó el “empuje” de La Ganadera “con mucho personal joven, eso reconforta y renueva ilusiones. El empuje del cooperativismo está presente pese a todo. Vivimos un momento complicado a nivel nacional, en una coyuntura constante. Llevamos dos años y medio en esta situación, con falta de políticas concretas, de previsibilidad, y cambios de reglas de juego permanentes. Así es difícil el trabajo del productor y de las cooperativas, en relación a las operatorias”.

“Somos la solución, pero no alcanza con nuestro esfuerzo si no hay políticas de Estado”

“Entre Ríos tiene gracias al sistema cooperativo ciudades fuertes, que crecen alrededor de las cooperativas, resguardando el esfuerzo de los productores, evolucionando en forma permanente, trabajando en altos niveles, con certificaciones de producción que les permiten acceder a importantes mercados. Deberíamos estar metidos en estos temas, pero la actualidad nos hace ir por otros lugares lamentablemente. El Gobierno, esperemos, con la designación de Sergio Massa como ministro de Economía, encuentre el rumbo para acelerar en condiciones y políticas de Estado que necesitamos desde el sector. Somos la solución, pero no alcanza con nuestro esfuerzo si no hay políticas de Estado que acompañen y garanticen resultados que somos capaces de dar. Justifican lo que pasa por el Covid o la guerra, pero todos los países están en las mismas condiciones y acá la inflación, por ejemplo, no para de subir, a diferencia de otros lugares. Tenemos un país rico, con potencial, recursos humanos, pero el problema es dirigencial, y nos nos permiten mostrar todo nuestro potencial”, agregó.

En relación a la asunción de Juan José Bahillo como flamante Secretario de Agricultura, dijo “tenemos buenas expectativas, la esperanza de que se tomen medidas que necesitamos. Tiene una visión semejante a la nuestra en relación a la importancia de dar previsibilidad y confianza, con políticas públicas para promocionar la producción, más conectividad, caminos, la Hidrovía, los puertos, por ejemplo. Es tambero, nos entusiasma que sepa de lo que habla, pero debo ser medido porque recién inicia su labor a nivel nacional. Los problemas los conocemos todos, pasan por la brecha cambiaria, la falta de insumos, y son temas urgentes”.

En ese sentido Laucirica afirmó que “hoy faltan alimentos en el mundo, deberíamos, por responsabilidad social, tener la mayor producción posible para alimentar como hicimos en la II Guerra Mundial, cuando se mandaban barcos con trigo a España, por ejemplo, para que no pasaran hambre. Pero hoy, por ejemplo, tenemos solo el 60% del fertilizante necesario para producir, y no tenemos las divisas para ofrecer a las empresas importadoras, porque se las han gastado los gobernantes en su imprevisión constante. Por no haber hecho las inversiones en el Gasoducto Néstor Kirchner y por la Ley de Máximo Kirchner de bajar el corte del biodiesel, se generó una situación compleja, que nos llevó a que no tengamos autoabastecimiento energético, por lo que gastamos 12.000.000.000 millones de dólares anuales en importar ese porcentaje que falta y el gas que se necesita para pasar el invierno. Ese dinero es equivalente a las retenciones a los granos, lo que muestra que las retenciones van a los países petroleros”.

“El sistema cooperativo está para solucionar problemas que tenemos”

El dirigente, en este contexto económico duro que vive el país, valoró más que nunca el rol de las cooperativas como La Ganadera. “Muchas cooperativas nacen por empresas que cierran últimamente. Es la respuesta a esa problemática. El sistema cooperativo está para solucionar problemas que tenemos. Los productores cooperativistas nos fuimos asociando para resolver nuestros problemas siempre, históricamente. Es clave una buena administración, un proyecto real y sustentable”.

Por otro lado, dijo “cada animal, cada vientre que se vendió en el Remate de Reproductores de La Ganadera semanas atrás, tenía seguro de vida y seguro reproductivo. Muestra que las cooperativas son innovadoras en lo que tiene que ver con los servicios que se brindan al productor. A veces no se tiene en cuenta, pero para un comprador, saber que el animal tiene seguro de vida, da garantía y tranquilidad de que no tendrá una pérdida, más cuando hablamos de inversiones importantes que se hacen. Fue una buena idea, innovadora, y felicito por eso a La Ganadera”.

Finalmente dijo a los productores “desde CONINAGRO estamos buscando soluciones a temas urgentes, pero también a temas trascendentes a futuro, como las certificaciones, las buenas prácticas agrícolas o la competitividad, siendo el gran valor que tenemos en el cooperativismo la comunidad. El cooperativismo colabora con las comunidades, con el deporte, la salud, diversos ámbitos. Es en beneficio de toda la sociedad. Desde el cooperativismo tenemos mucho para ofrecer”.


Silvina campos Carles, licenciada en Economía y asesora del Área de Economía de Coninagro describió el escenario productivo de la Argentina, con sus luces y sombras.

“La idea fue repasar las temáticas ganaderas en particular, siendo además una oportunidad para charlar sobre lo que se viene de acá a fin de año, pero no solo a nivel ganadero, agrícola, tipos de cambio o herramientas financieras, porque creo que hoy estamos en un espacio difícil, sin demasiados acuerdos en cuanto a los impactos positivos o negativos que se vendrán con la asunción del nuevo ministro Sergio Massa, faltando concreciones ahora. Venimos con una agenda pesada desde hace dos o tres años, de puntos clave sin resolver a nivel económico, de trámites del productor, de movilidad, temas de agenda práctica que tenemos muy en claro y por la que seguimos luchando”, comentó.

“Tenemos del Plan Ganar una doble impresión”

Cabe recordar que en mes mayo el Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca publicó la resolución 95/2022, mediante la que creó el Plan GanAr, en ese sentido Campos Carlés consideró “tenemos del Plan Ganar una doble impresión. Que fue una linda excusa para estar en contacto con los productores por parte del gobierno, con espacios para reuniones, por ejemplo; pero que para la parte productiva dejó una evaluación neutra, ya que no tuvo mucho impacto. Para algunos productores fue un trámite sencillo, pero para los nuevos, los más chicos, los que están sin garantía hipotecaria, han tenido dificultades. Se las hemos planteado al Banco Nación, pero es una institución muy grande, con muchos espacios en el medio que no son fáciles de llenar. Hemos planteado los problemas, tanto al Banco como al Ministerio de la Producción. Lo saben y esperamos que las próximas líneas que saquen vengan con el aprendizaje que han sacado de todo esto, donde hubo cosas buenas y otras no”.

“Los tiempos de la política no son los del productor”

La economista afirmó que “los tiempos de la política no son los del productor, pero trabajamos para reducir esa brecha en la medida que podemos, con las herramientas que tenemos. Usualmente teníamos políticas de largo plazo que se mantenían, pero estos últimos años entre la pandemia, la guerra, la falta de combustible, de insumos y de dólares, sin un tipo de cambio certero además, se ha hecho imposible de sostener. Con el Plan Ganar y otros hemos hecho aportes, siempre positivos, tratando de que lleguen al productor. Algunos los toman, otros no, pero seguiremos insistiendo”.

“Lo que podemos hacer es reflotar líneas históricas de trabajo que tenemos desde CONINAGRO, no dejarnos marear por la coyuntura, por lo que algunos quieren, sino por lo que los mismos productores nos han hecho llegar en distintas oportunidades, consolidando una agenda y dejando claro que planteamos medidas productivas, no políticas. Necesitamos que el productor invierta, produzca, genere volumen y que lo pueda vender en el momento en que le sirva”, agregó.

En relación al Secretario de Agricultura, dijo“con Juan José Bahillo hemos tenido encuentros y espacios de trabajo institucionales en relación a las problemáticas de los fitosanitarios, por ejemplo, por la polémica que se había generado con las escuelas tiempo atrás. Siempre nos recibió bien, pero con plazos largos para el tratamiento. Eso es lo que puedo decir de nuestra experiencia. Ahora tendrá otras complejidades que atender, hay más actores, más producciones, mucha interacción con otros ministerios también”.

Por último, afirmó que “ahora tenemos diálogo con terceras líneas, con los problemas clásicos como exportaciones que no salen o temas de registros en el SENASA. Pero para temas más profundos aún hay que esperar, porque todo es muy reciente y se están armando los equipos de trabajo nuevos. Todos queremos hacer cosas, quedó una agenda trunca con el Ministro Domínguez y arrancar de nuevo llevará tiempo, pero no es algo que nos sorprenda. Debemos tratar de ordenarles las urgencias a quienes llegaron en función de lo que nosotros sacamos del contacto con los productores, por ejemplo las restricciones a las exportaciones ganaderas”.

“Hay ciertos números que hoy al productor le están sirviendo. Estamos con un mal humor a nivel humano más que productivo. En esta zona sí afectó mucho la sequía, por ejemplo, y levantarse es complicado. También lo es no tener reservas para la ganadería. La infraestructura entonces se renueva muy despacio. En cuanto a créditos, hubo de corto plazo y no para todos, pero no creo que se mantengan en el tiempo, porque las tasas van a ‘volar’. Por eso aconsejamos que todo lo que hagan los productores, lo hagan de proceso, con las personas y lo que puedan aportar, tomando decisiones con información certera, no con el diario; haciendo números, cuentas y sin dejarse llevar por lo que algunos creen que va a suceder, sino por lo que uno puede manejar”.

Finalmente el consultor ganadero Lic. Victor Tonelli disertó sobre los “Desafíos y oportunidades de la ganadería en un futuro incierto”, en ese contexto analizó los escenarios internacional y nacional de la ganadería.

En cuanto al momento actual del sector, consideró “en ganadería debemos decir que desde el punto de vista de la producción, estamos bien. El ganadero ha sabido ajustarse a las nuevas restricciones que le fijó la política pública y la macroeconomía, y en términos generales está sólido financieramente, bien parado y creciendo en tasa de destete, eficiencia en la cría y mejora de la calidad genética. Si miro desde lo que es el negocio propiamente dicho, encuentro eslabones que están muy bien, ya que la cría por cuarto año estará en el podio de los ganadores, con muy buenos valores de vientres y toros de reproducción, por ejemplo. Pero si vamos a la recría, está sufriendo la diferencia de compra-venta entre el novillito recriado y el ternero de destete, que es importante y le quita una parte del margen de esos kilos ganados. Y yendo al feedlot, está complicado, con un alimento que no está caro en términos relativos al valor del gordo, pero con un costo de reposición diferencial entre la invernada y el gordo que de nuevo está tocando el 30%”.

“Cuando se acerca a ese número, el negocio es inviable. Por supuesto que quien encierra no es tonto y lo hace porque está en el propio negocio y continúa como matarife abastecedor o frigorífico o porque está esperando algún cambio de valores que le permita recomponer un margen que, desde la foto, no es bueno. Pero en términos generales ya notamos que en julio hubo una baja en los encierres. Y con la relación actual de valores diría que probablemente lo que veamos ahora es un vaciado de lo que estaba lleno en los primeros meses del año. En cuanto a la demanda internacional, diría que es un momento soñado, con todos los problemas del mundo, la guerra, el encarecimiento de costos, incluyendo fletes, por ejemplo, pero con una demanda que supera ampliamente la oferta. Hay precios buenos y buen escenario”, agregó.

“Es necesario que liberen las restricciones”

Tonelli dijo “este año no estamos tan mal como el año pasado, ya que mejoramos el volumen y la calidad de las exportaciones, pero con la necesidad de que se liberen las restricciones. Si el Gobierno lo haría, se encontraría con que el sector se lo devuelve con creces en cuatro o cinco meses”.

En relación a la asunción del Secretario de Agricultura, planteó “de Bahillo no me hablaron mal en cuanto a su honradez y hombría de bien, pero de su gestión política tengo diversas versiones. Debemos verlo ahora en acción. Valoro el diálogo, pero quisiera que la política sea más eficiente. El sector ya no pide que hagan nada nuevo, solo que quiten las restricciones que bloquean y quitan estímulos a los productores”.

Mirando hacia adelante, el disertante destacó “el sector ganadero está viviendo una revolución tecnológica con la llegada de jóvenes, de una nueva generación. Es un sector conservador dicen muchos, pero por tratarse de un negocio de muy largo plazo, de años diría yo, en un país donde el largo plazo es ‘el mes que viene’, es lógico ese comportamiento. La Argentina no es previsible, cada minuto hay novedades y las tenés que interpretar todo el tiempo. Entonces no es que el productor no incorpora tecnología, por ejemplo, sino que preserva intereses para no dar pasos en falso. Pero he notado cambios muy significativos en los últimos cinco a diez años. Veo jóvenes interesados, como pasó con la agricultura hace veinte o treinta años. Hoy lo están por la ganadería. Y hay desarrollos tecnológicos fantásticos, pero con productores que esperan a que el horizonte se aclare un poco”.

Al finalizar destacó “es importante contar con cooperativas como La Ganadera, para seguir apostando al sector. Les reconozco que siempre están promoviendo, desarrollando, innovando, y es lo que necesita el campo y la producción. Necesitamos también tecnología, buenos caminos, tender puentes al futuro para que los jóvenes se queden en el campo”.

 

DIOS EN LA TIERRA

error: Si reproduce información de este medio, por favor, citar la fuente
WhatsApp chat